El paro cardíaco e infarto son fallos en el funcionamiento correcto del corazón, sin embargo, son dos cosas distintas que en ningún caso deberán confundirse.

Diferencias entre paro cardíaco y un infarto

  • Estas dos dolencias tienen un protagonista indiscutible, el corazón. Mientras que un paro cardíaco supone un freno total de los movimientos del corazón, de forma repentina deja de latir. Por lo tanto, el flujo de sangre no llega a todo el cuerpo y la persona puede morir en cuestión de minutos. En cambio, un infarto es una obstrucción del flujo sanguíneo, el corazón sigue latiendo, pero no llega al resto del cuerpo de la misma forma
  • Isquemia es el termino médico que se utiliza para referirse a una obstrucción de un flujo sanguíneo. En el caso del infarto esta obstrucción puede ser fatal si se interrumpe la recepción de oxigeno por parte de los órganos principales. Puede acabar teniendo consecuencias irreparables en el cuerpo de la persona que padece un infarto.
  •  En un paro cardíaco el corazón se detiene por completo. Ese movimiento perfecto que realiza nuestro corazón se para en seco. El llamado nodo sinoauricular deja de funcionar parando por completo el corazón. En esta parte es donde se produce la energía necesaria, ese impulso eléctrico que hace que el corazón funcione.
  • Durante un paro cardíaco es necesario realizar la reanimación cardiopulmonar la llamada ´RCP´ para permitirle al corazón seguir funcionando. Bombear de forma manual la sangre por todo el cuerpo a la espera de que esa señal eléctrica se vuelva a activar. El desfibrilador es otro de los elementos que marcará la diferencia.
  • Se usa un desfibrilador para este tipo de emergencias, ese impulso eléctrico intenta que la energía del corazón de restablezca. Es como un corte de electricidad que debe volver a la normalidad. Después del paro cardíaco se deben analizar las causas que lo han provocado intentando averiguar cualquier problema mayor.

Siempre que veamos a una persona que sufre un desmayo, se debe comprobar el latido del corazón y llamar a emergencias. Si el técnico determina que es necesario hacerle la reanimación pulmonar, este pequeño gesto puede salvarle la vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s